+34 620 418 208 giselegarcia@masddos.com

Desarrollé un programa de Desarrollo personal en un velero hace 10 días en Formentera gracias a Personal Yachting  (https://vimeo.com/164623693)

Mi objetivo en este programa como coach  personal era centrarme en las personas de manera individual. Por supuesto era importante que las personas se entiendan entre ellas para cohabitar en un velero una semana entera, sin mayor expectativas sobre el grupo.  Como coach de equipo de manera automática estuve poniendo foco en el grupo como sistema.

El  día posterior a finalizar el programa me di cuenta de que éramos un equipo.

La primera acción para formar un equipo sin pretenderlo:  “Somos un sistema complejo”

El primer día cada persona del grupo comentaba en breves minutos su presentación  personal de la manera que quisiese. Después de haber hablado todos, nos pasamos una madeja de  cuerda,  (guardando un trozo el ella)  para hacer visible todas las conexiones que tenemos entre nosotros. A cada conexión (por ejemplo: nos gusto la misma película, nacimos el mismo año, ….) tejimos la red que une  8 personas que se desconocen. Cada uno estaba con varias cuerdas unidas a otros.

La representación fue un impacto de lo que éramos juntos partiendo de “LO QUE NOS UNE”

La segunda acción para formar un equipo sin pretenderlo: “las normas” 

Pregunté: ¿Cómo podemos “trabajar juntos” para hacer de este viaje algo extraordinario? ¿Qué es lo que nos prohibimos aquí? ¿Cómo trataremos los problemas que surjan entre nosotros?

Esas preguntas permitió que 8 personas, muy diferentes entre si,  con 4 nacionalidades  distintas, edades entre los 30 y 50, objetivos individuales diferentes en el velero… puedan compartir un espacio / tiempo con respeto.

Poner limites, definir maneras de compartir, comunicar continuamente es un elemento esencial a la creación de un equipo que experimenta que todo lo que hace o no hace cada uno, tiene un impacto en los demás y en el propio grupo.

La tercera acción para formar un equipo sin pretenderlo: “No existe la comparación interna (soy mejor/peor que mis compañeros)  al servicio de un objetivo común” 

Sigo pensando que este elemento es LA CLAVE que marca la diferencia de un equipo extraordinario a otro. Ha sido fácil ponerlo aquí. No lo es tanto en otros entornos de incertidumbre y hostilidad exterior.

  • Que cada persona se siente en seguridad dentro del equipo, sin juicio por que lo hace, siente, comparte
  • Que cada persona escuche a las otras desde una escucha abierta sin compararSE con ella
  • Que cada persona esté abierta a la ayuda, cooperación, al compartir.

Es un éxito mas allá del grupo.

El sentimiento de seguridad dentro del grupo produce mayor velocidad de aprendizaje de cada uno, con lo cual de todos. “puedo experimentar, ensayar, expresar en un entorno de equipo” cuando sé que  no existe amenaza de comparación. El EGO no se siente en peligro con lo cual no sobresale buscando protección o agresión.

EL Ego individual pone en peligro el equipo cuando siente peligro. El EGO de cada uno, con sus distintas facetas: roles que perjudican al equipo.  ” Prepotente, Víctima, Aislado, Perezoso, Juez, Pasota Critico, Quejica, Miedoso, ..”

Los dias pasaron y solo me di cuenta cuando ya era el final de la semana:

  • Algo había crecido en cada uno gracias a los demás.
  • EL ente Equipo  aportaba valor al individuo.
  • Los individuos juntos aportaban un valor al ente Equipo: Son mas que sus sumas.
  • Se hacían peticiones directas, criticas constructivas y expresión del reconocimiento positivo de una manera natural, con una fluidez en la comunicación

Comparten valores que les une: No juicio, Aprendizaje, abundancia

Disponen de un objetivo común: Mantenerse como “equipo” de apoyo aunque dejen estar en un mismo lugar, sentirse alegre por la alegría del otro.

¡LARGA VIDA AL EQUIPO QUE NO PRETENDIA SERLO!

¿Cómo podemos extrapolar esta experiencia a los equipos en entorno laboral?

  1. Compartir lo que nos une en una reunión: Mas conexiones hay entre nosotros mas fuerte es el sistema.
  2. Recordar las normas de como queremos trabajar juntos y que hacer cuando estamos en conflicto: Clarificar lo que parece de sentido común. NO lo es!.
  3. La mayor norma: No juicio interior No amenaza interior. Cada miembro del equipo se siente responsable del TODO y confía, no da lugar al miedo.
  4.  Diseñar un objetivo común que mantenga la fuente de motivación del equipo.

Gisèle Garcia